Tengo una compañera de trabajo bien puta y cuando estamos en su casa siempre andamos desnudos y cojiendo cuando nos entra el picor

9393
Share
Copy the link

Tengo una nueva compañera de trabajo que la pendejita es muy linda y tiene un cuerpo bien apetecible. Parece ser que nuestros cuerpos encajan perfectamente. Cuando estamos en su casa siempre andamos desnudos y con ganas de cojer sin prisa. Su panocha es mi droga y siempre intento hacerla disfrutar con todos las posiciones que se me ocurren. Se me queda echada en la cama esperando mi verga y cuando entra dentro de ella empiezo a bombearle duro para que se venga y suelte todos los flujos vaginales que a mi tanto me gustan.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *