Se da un festín con mi pinga cuando me levanto por las mañanas

5389
Share
Copy the link

Muchos días cuando me despierto por la mañana apenas estoy espabilado pero mi verga está más dura que el diamante. Llamo a mi vieja que sabe qué hacer cuando me despierto con esos síntomas. Empieza a chupar y me llena la verga de rica y húmeda saliva que sale de su boca. Arriba y abajo es el movimiento que más me gusta cuando me dan placer oral. Sus labios me rozan con gusto toda mi pinga y le aparto la mano cuando quiere usarla para que la mamada sea mejor.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *