Morocha mamando una buena verga

Las mejores noches son las que una chava disfruta dándome mamadas en mi verga. Esta morocha tiene una boca que vale oro y cuando me la empieza a chupar me trata la pinga como si fuera el caramelo más sabroso del pinche mundo. Su lengua recorre todos los huecos de mis genitales y el pirsin de su lengua hace que me dé más placer cuando choca con mi piel. Juega con mis bolas y me las estruja. El sonido que hace mi verga cuando está en su boca me vuelve loco. Ella quiere metérsela todo lo que pueda y hace que me muera de gusto.

1213 views

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *