Esta perra no dé para de gritar mientras le clavo la verga

Bendito el agujero del amor que tiene mi amante. A ella le gusta un chingo que la penetren duro y que no dejen de culear su húmeda panocha caliente. Ya me espera bien chingona, desnuda en la cama y esperando que mi verga surque los huecos de su almeja. Voy con todo el rabo duro directo a coger por donde más le gusta y no deja de gemir y gritar de placer mientras estamos cogiendo. No nos hace pinche falta cambiar mucho de posición sexual y no me canso de dar lo máximo a la hora de coger con ella.  

7466 views

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *