Mi tía me come todo el camote como cada día

25543
Share
Copy the link

Desde hace un tiempo guardo un secreto que me tiene entre la espada y la pared. Tengo una tía que tiene una visión del sexo algo diferente a los demás y aunque yo soy su sobrino me come la verga todos los días. A ella le gusta el sabor de mi pinga y como después de chupármela penetro su vieja y rica panocha hasta el orgasmo. Por mi parte me gusta que su boca recorra toda la carne de mi pene y por otra pienso que es mi pinche tía y que voy a ir al infierno por coger con ella. Todos esos pensamientos que tengo se olvidan cuando la pendeja me chupa tan bien la riata que solo puedo disfrutar y dejarme llevar.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *