loading video

La verga de papa me pone cachonda perdida

54767
Share
Copy the link

No puedo evitar ponerme cachonda cuando estoy delante de mi nuevo padre que tiene una verga como la de un toro. Sentada en el sofá me toco la panocha esperando que el vea como me masturbo y no tarda en acercarse a mí y tocarme con sus viejos dedos mi raja. Me dejo masturbar y tengo que sacarle la verga de sus pantalones para metérmela en mi boca mientras que el no para de darme placer con sus dedos. No aguanto más y pongo mi parte de atrás para que me viole la panocha y tenga toda su esencia dentro de mí. Se que soy una guarra, pero teniendo la pinga de mi papa cerca no puedo evitarlo.

Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *